Vamos a ser sinceros. Con el LG G5 del año pasado, LG intentó probar el mundo de los teléfonos modulares pero sin suerte. Fue algo ambicioso pero que nunca alcanzó el potencial que todos esperábamos cuando fue presentado. De todas formas hay que darle crédito a LG por tener la valentía de probar y admitir en el último Mobile World Congress que fue un paso a la dirección equivocada. “Nos equivocamos, pero escuchamos y lo hicimos mejor”.

Y vaya que lo lograron. El LG G6 ha sido toda una gran experiencia en el tiempo que lo estuve usando. Diseño renovado, pantalla más que aceptable y una excelente cámara. Un teléfono realmente compacto con una pantalla muy grande.

LG tampoco ha descuidado los componentes internos del teléfono y ha dotado al LG G6 de unas especificaciones potentes que luevo vamos a ver.

Hoy, te cuento todo sobre el LG G6 tras un par de semanas de uso.

LG G6: Diseño, adios módulos

Es de grandes aceptar sus errores. Corregir y mejorar. LG ha quitado los módulos del LG G6 para darle un diseño muy bonito y elegante a la vez. De esos teléfonos que da gusto sacarlo del saco para mostrárselos a los demas. Su lado frontal atrae las miradas de muchos al ver esos bordes superiores e inferiores mucho más delgados de lo que acostumbrabamos a ver. De esta forma, LG decide darle prioridad a otra característica que destaca en este teléfono: su pantalla.

El diseño del LG G6 se basa en un fino marco metálico y una parte de atrás de cristal que, a diferencia del modelo del año pasado, no cuenta con ninguna protuberancia. Un cuerpo unibody que cuenta con certificación IP68 brindando resistencia al polvo y el agua hasta un máximo de 1.5m de profundidad.

Sus dimensiones son de 71.9 mm X 148.9 mm X 7.9 mm y 163 gramos de peso y para nada se hace demasiado grande, ni pesado, ni ancho. De hecho es bastante cómodo a la hora de manipularlo.

En la parte frontal destaca, como ya comenté líneas más arriba, el tema de los marcos. Sin embargo hay suficiente espacio para que entre la cámara delantera, los diferentes sensores, el altavoz para las llamadas y en la parte inferior el logo de LG. Eso sí, quizás eches de menos el LED de notificaciones si está acostumbrado a ello, ya que no lo tiene.

En la parte trasera LG ha conseguido que la cámara quede completamente a ras de la superficie, y lo mismo ocurre con el lector de huella dactilar. También encontramos en la parte inferior el G6.

Finalmente en los laterales vemos el coenctor Tipo C, ya visto cada vez en más celulares de gama alta, el altavoz y el micrófono. También encontramos el jack 3.5 mm (por favor, no lo quiten como Apple) y los botones de subir y bajar volumen.

Espera fantasma, ¿y el botón de encendido y apagado para desbloquear? Bueno, LG quiere que te acostumbres al lector de huellas como un botón más. Quizás al principio se hace un poco incómodo pero ya es cuestión de costumbre.

LG G6: Pantalla

E el LG G6 nos encontramos con una pantalla de 5.7 pulgadas del tipo IPS LCD y una resolución que alcanza los 1440×2880 píxeles, osea una pantalla QHD o 2K. Además cuenta con una relación de aspecto 18:9 que LG le llama FullVision para así tener más espacio en la pantalla del que ya se tiene actualmente con el aspecto 16:9.

La pantalla del LG G6 me ha parecido bastante cómoda y ofrece mucha área de trabajo en un tamaño reducido. Aunque he leído en foros que en ciertas aplicaciones o juegos que no están adaptados aún a este formato, se ven unas franjas negras que pueden ser molestas. Personalmente no lo sufrido pero vale la pena mencionarlo.

En cuanto a la calidad de la pantalla no puedo criticar nada, sinceramente. Los colores son realmente explosivos, vibrantes y muy contrastados. Los ángulos de visión están muy conseguidos y a la altura de cualquier gama alta del momento. En cuanto al brillo, no tendremos ningún tipo de problema de visión bajo la luz del día.

La pantalla del LG G6 permite disfrutar de contenido HDR, que ofrece un alto brillo, más colores y un grado de detalle mayor. Soporta el estándar HDR10, pero también Dolby Vision, que es más avanzado, un estándar igual a sus propios televisores. Aunque esto último solo podrás disfrutarlo con Netflix.

LG G6: Potencia y rendimiento

El LG G6 cuenta en su interior con un procesador Qualcomm Snapdragon 821 con 2 núcleos corriendo a 2.35 GHz Kryo y otros 2 núcleos corriendo a 1.6 GHz Kryo, operando a 64-bit, cuenta con una GPU Adreno 530 y una memoria RAM de 4GB . Su almacenamiento interno es de 32GB, los cuales pueden ser ampliados con tarjetas MicroSD de hasta 256GB.

Lo primero que salta a la vista s su procesador y es que el Snapdragon 821 es del año pasado. Quizás si LG hubiera esperado un par de meses más en lanzar el teléfono, hubiera podido agregarle la siguiente versión, Snapdragon 835. Sin embargo esto no influyen en el rendimiento, ya que al combinarse con los 4GB de RAM, una cantidad más que decente, ofrece un rendimiento y una fluidez espectacular en todo tipo de circunstancias.

Sobre la autonomía, el LG G6 trae una batería de 3.300mAh que a simple vista para cualquier puede suponer una bestialidad, sin embargo hay que tener en cuenta que combinar una pantalla grande y con mucho brillo en un cuerpo pequeño y delgado puede complicar un poquito las cosas. Además el Snapdragon 821 tampoco es ya líder en eficiencia energética. De todas maneras, el usuario promedio que no sea muy exigente, puede esperar completar el día. Lo bueno es que es compatible con carga rápida.

LG G6: Las cámaras

El LG G6 cuenta con dos cámaras principales de 13 megapíxeles, una tiene una apertura f/1,8 y ángulo de 71 grados y estabilización óptica, mientras que el segundo sensor tiene una apertura f/2,4 y un lente de gran angular de 125 grados. Ambas cámaras se encuentran acompañadas de un doble flash LED y tienen la posibilidad de capturar video en calidad 4K a 30 cuadros por segundo.

Creeme cuando te digo que te vas a enamorar del segundo sensor con lente gran angular. Personalmente creo que este teléfono es uno de los mejores en cuando a doble cámara y es que permite tomar fotografías a paisajes con un excelente resultado.

Comenzando por el primer sensor este es capaz de caturar fotos de muy buena calidad con un resultado prácticamente excelente. Los colores que recoge son muy vivos y sólo he notado problemas con las zonas muy iluminadas en donde no controla bien y se ve una mancha blanquecina. Sin embargo de noche sí que saca pecho y he podido obtener buenos resultados. También logra conseguir un desenfoque del fondo bastante bueno sin necesidad de apoyarse en la segunda cámara.

El enfoque és rapidísimo y muy preciso, tanto en modos automáticos como en el complejo y variado modo manual.

El segundo sensor también logra capturar fotos de buena calidad, a eso sumándole que te da una amplitud en el paisaje. con buena luz consigue un efecto bastante bueno, además del mínimo ojo de pez que queda bien en ciertas ocasiones. En ambientes de poca luz o de noche, el resultado ha sido toda una sorpresa, obteniendo un resultado bastante aceptable. Eso sí, en objetos en movimiento, la calidad disminuye un poco.

A continuación una comparación de una captura con la cámara normal y la misma toma pero con el gran angular del segundo sensor.

Ahora vamos a la tercera cámara, la frontal, en donde LG quizás pecó de tacaño al solo darle 5 megapixeles. Si bien el angular de 100 grados que le fue agregado a la cámara frontal es estupendo, no se deja lucir con los 5 megapíxeles que ofrece el sensor.

LG G6: Software

LG G6 viene con Android Nougat 7.0 junto a su capa de personalizada LG UX 6.0. Si el diseño del teléfono es elegante, el software es simplemente “amigable”. Es un poco intrusivo con sus apps de fabrica y poco es lo vemos de Android Stock.

Ha eliminado el cajón de aplicaciones, ahora todos los iconos se encuentran directamente en el escritorio, aunque pueden guardarse en carpetas. LG G6 incluye un “modo fácil”, perfecto para niños, personas mayores o los menos expertos en la tecnología. Los cambios no son demasiado profundos, pero pueden resultar útiles.

Se mantiene la función Always on Display en el LG G6 que personalmente me gusta bastante. Este es un modo en donde podremos ver la hora en todo momento y algunos íconos con las notificaciones. Bastante cómoda y no afecta a la batería.

LG G6: Conclusiones

Antes de comenzar con las conclusiones, me reservo el derecho de agradecer a LG de corregir el “error” que tuvo con el teléfono modular G5 y traernos un teléfono renovado y por demás interesante en el G6.

El teléfono a nivel diseño es indiscutíblemente bonito. LG ha conseguido aprovechar correctamente el espacio frontal para incluir una gran pantalla en un tamaño compacto. Siendo justamente su pantalla, su punto más fuerte junto con las cámaras principales. En ambos campos LG ha hecho un buen trabajo. Eso sí, en donde flaquea un poco es en la batería que quizás pudo hacer un poco más.

Quitando el tema del procesador y la batería, creo que LG ha hecho una buen trabajo con este G6 destacando por su gran usabilidad y excelente experiencia de usuario.